El Comienzo de la Agonía

¡Qué ironía! A once años del fallecimiento de Ramón y Paco comienza la agonía de San Juan y de la Región de Los Altos.

editorial 587

El tiempo transcurrido desde el fatal accidente que privó de la vida al Lic. Ramón Martín Huerta y al Contador Francisco Becerra hace más pesada su ausencia, para nosotros y para ellos, que hoy deben estar retorciéndose en su tumba al ver que falta valor a las autoridades para defender su ciudad natal; sin duda que ellos ya hubieran intervenido y puesto en su lugar a los vende patrias; para nadie es un secreto que la Región de los Altos está en grave peligro, de seguro ellos ya estarían defendido con valentía esta tierra, porque ellos fueron, se quiera o no, los más eminentes políticos que ha dado esta ciudad en los últimos cincuenta años.

Lo más inquietante, perturbador y desconcertante es que los “personajes” que más han dañado y comprometido los recursos de la región ha sido gente del partido político donde militaban Ramón y Paco, precisamente desde la época en que ellos ocuparon puestos relevantes a nivel Nacional. Y los de “otro color” han colaborado gustosamente ¡En esto sí están de acuerdo!

El tiempo pone en evidencia muchas cosas, y aunque hoy sea una especulación, no sería de dudar que parte de la “caída del helicóptero” se haya debido, entre otras cosas, al conocimiento y la consecuente oposición al trasvase de agua del Río Verde al Valle de León.

Si estuvieran vivos, de seguro hubieran tenido enfrentamientos con sus antiguos correligionarios, por eso es inconcebible que a muchos de San Juan se les “juegue el cuero” y quieran jugar varias cartas, rompen sus compromisos sin ruborizarse y obedecen “órdenes de arriba”, no son capaces de honrar su palabra empeñada.

El compromiso de las autoridades municipales es con la población, tope en donde tope. Si la carrera política de alguien se viera truncada por ser leal a su juramento de defender a su tierra y a su gente, si se viera amenazado porque no le siguió el juego a los intereses de “más arriba” ¡no debería atemorizarse! Los ciudadanos lo respaldarían, la fuerza de la razón y la justicia lo protegería y ninguna chantaje prevalecería; un ciudadano así de responsable tendría por siempre el respeto y reconocimiento de los ciudadanos y ¡Nunca se le dejaría solo!

El miércoles 21 de septiembre se cumplen once años de la muerte de estos personajes, las autoridades  hacen un homenaje frente a la estatua del Lic. Ramón Martín Huerta, eso está bien, pero sería todavía mejor si en respeto a su memoria se estableciera el compromiso de engrandecer a San Juan y a la Región Alteña defendiendo con alma, corazón y vida su derecho a vivir y progresar evitando el despojo de sus recursos.

Ágora, el Periódico de San Juan no puede permanecer impasible ante la ingratitud humana, y desde estas líneas quiere expresar su gratitud a estos dos extraordinarios políticos sanjuanenses, de esos de muy buena cepa, de los que ya hay muy pocos, quizá tenga que pasar más de un siglo para que surjan otros de su talla, pero… hay que pedir a Dios que mejor sea antes, porque la amenaza que se cierne sobre esta tierra es inminente y no se puede esperar tanto.

E D I T O R I A L

Loading Facebook Comments ...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *